77FC33FC 7283 49F3 8BC6 0F73ED257A39

 

 

El Real Madrid clasifica a octavos de la Liga de Campeones

 

El Real Madrid mostró uno de sus partidos más plácidos de la temporada y goleó 6-0 en el campo del modesto Apoel de Nicosia para sellar su pase matemático a los octavos de final de la Liga de Campeones con una jornada de adelanto.

El actual campeón de Europa plasmó su notoria superioridad con dos goles de Karim Benzema, otros dos de Cristiano y los tantos de Nacho Fernández y Luka Modric. Logró la clasificación, aunque por detrás del Tottenham, líder del Grupo H.

El técnico blanco, Zinedine Zidane, eligió un equipo muy próximo a su favorito y sólo dio descanso a Carlos Casemiro e Isco para situar a Marco Asensio y Lucas Vázquez. No es que se viera a un equipo mucho más eléctrico que en las últimas semanas, pero sí supo ocupar muy bien los espacios. Además, delante tenía a un rival muy frágil.

El Real Madrid tuvo que esperar a los 23 minutos para plasmar su superioridad gracias a un gol que llegó en un fuerte disparo de Luka Modric desde fuera del área que contó con la colaboración de Nauzet, el arquero local.

A partir de ahí, el Apoel entró en parálisis y Benzema aprovechó un gran pase de Toni Kroos para marcar su primer gol en la actual edición de la Liga de Campeones. Y luego llegó un tanto de Nacho Fernández (41') en un saque de esquina y otro más del propio Benzema (45') tras una brillante asistencia de Cristiano Ronaldo.

Por supuesto, la segunda parte sobró y el Real Madrid se la tomó como una forma de entrenarse y divertirse ante un rival que se dejó zarandear sin poner siquiera mala cara.

Lo aprovechó Cristiano Ronaldo para reivindicarse con dos goles. El primero, a los 49 minutos, llegó con un espectacular cabezazo. Y el segundo, cinco minutos después, salió de un clamoroso error defensivo y una pelota que persiguió el portugués con su voracidad habitual.

Zidane lo vio todo claro y puso al final a los jóvenes Dani Ceballos, Theo Hernández y Borja Mayoral para ganar minutos en su experiencia en el Real Madrid.

El equipo blanco tuvo suficientes ocasiones para mejorar la ya de por sí abultada goleada, pero le faltó eficacia para llevarse de vuelta a Madrid un resultado escandaloso.

Aún así, el encuentro le debe servir para recuperar la autoestima perdida en las últimas semanas. Se llevó de Nicosia, y ante un rival muy pequeño, una goleada que le puede proporcionar, además del pase, anestesia para las heridas y una buena dosis de confianza.